La comunidad se apropia de los parques que recuperamos con todo el corazón